top of page

Cantabria participa en el acuerdo nacional para frenar auge de la enfermedad hemorrágica epizoótica

El consejero de Ganadería aboga por diseñar "un mejor" plan de control de la población de vectores y de la fauna silvestre "para dar un paso más porque la situación lo requiere" Técnicos de la Consejería mantendrán reuniones periódicas con el Ministerio y el resto de autonomías para analizar la información en tiempo real de los casos registrados, las medidas restrictivas para aislar los focos y concienciar al sector


Santander – 13.09.2023 El Gobierno de Cantabria, a través de la Consejería de Desarrollo Rural, Ganadería, Pesca y Alimentación, participa en el acuerdo nacional acordado por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación y las comunidades autónomas para establecer medidas coordinadas para frenar el auge de la enfermedad hemorrágica epizoótica en el conjunto del país. Para ello, técnicos de la Consejería de Ganadería han iniciado esta semana una serie de reuniones periódicas con sus homólogos del Ministerio y del resto de autonomías para analizar la información en tiempo real de la evolución del brote, nuevos casos registrados, medidas restrictivas a aplicar para aislar posibles focos y concienciar, tanto al sector ganadero como a la ciudadanía en general, de la importancia de seguir las recomendaciones de las autoridades. El consejero cántabro del ramo, Pablo Palencia, se ha mostrado partidario de "unir esfuerzos" y coordinar acciones y medidas de restricción con el fin de controlar una enfermedad, ha recordado, "que se extiende de forma muy rápida y exige soluciones urgentes de los responsables de la sanidad animal, es decir, de las comunidades autónomas, el Gobierno de España y la Unión Europea". Por ello, ha abogado por diseñar un mejor plan de control de la población de vectores y de la fauna silvestre "para dar un paso más porque la situación lo requiere", ya que, en su opinión, "la falta de un plan nacional de bioseguridad agroganadera ha propiciado una falta de control sobre la llegada de nuevas enfermedades que no son propias de Cantabria, como la enfermedad hemorrágica epizoótica, cuya expansión se ha visto favorecido, entre otros motivos, por el cambio climático y el consiguiente incremento de temperaturas". No obstante, ha insistido en que "se trata de una enfermedad que, a pesar de su rápida extensión, es de baja mortalidad, afecta a pocos animales, no afecta a personas y es tratable". En el caso de Cantabria, Palencia ha destacado que la actuación rápida de los técnicos de la Consejería, con el apoyo de ganaderos, veterinarios y resto de profesionales del sector, ha permitido que el foco declarado se haya concentrado en una sola comarca, la que corresponde a Solares, y no se haya expandido "a modo de sábana por toda Cantabria, como suele ocurrir en estos casos, dada su facilidad para expandirse". Nuevos casos Así, el brote que existe en Cantabria afecta en su totalidad a animales de vacuno de carne que están localizados en los municipios que integran la comarca ganadera de Solares, y en la comarca de Gama, donde ayer se registró un caso en el municipio de Solórzano. En el día de ayer se registraron 5 casos nuevos, uno de ellos en Solórzano, y en la jornada de hoy se han registrado 45 casos nuevos, lo que eleva la cifra global de animales afectados a 346. La Consejería mantiene activadas las medidas restrictivas que impone el Plan Nacional Zoosanitario, de tal manera que se limita el movimiento de los animales en toda Cantabria, y se implementarán medidas de desinfección del transporte de animales. En el caso de la comarca de Solares y alrededores se pide a los ganaderos que aíslen y no hagan movimientos de los animales para evitar expandir el foco. Además, es obligatorio que los ganaderos cuenten con el certificado veterinario de desinfección de animales y de sus medios de transporte en vigor, así como el certificado veterinario de animales con síntomas. Ante esta situación, es preciso que los ganaderos extremen los cuidados y ponga en marcha medidas de prevención contra vectores en ganaderías y medios de transporte, y evitar el desplazamiento de animales o importar de zonas donde ya hay casos confirmados. Se recomienda a ganaderos y ayuntamientos que, en la medida de lo posible y para contribuir a evitar la propagación de la enfermedad, no celebren ferias ni concentraciones ganaderos y que quienes detecten en sus animales síntomas compatibles con esta enfermedad, se pongan en contacto con los veterinarios. Los técnicos veterinarios de la Consejería comenzarán mañana a impartir charlas informativas y cursos de formación para los titulares de las explotaciones ganaderas de la comarca ganadera de Solares con el fin de implementar medidas higiénico-sanitarias durante las próximas semanas en la zona.

4 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page